Información general de Polonia

Era un destino que me apetecía mucho y al que tenía muchas  , por eso empecé a buscar vuelos que tuvieran conexión entre la Comunidad Valenciana y alguna ciudad polaca y al final me decidí por un vuelo Alicante- Cracovia.
 
Como pillé los billetes con bastante antelación, dejé el tema de hoteles y visitas para más adelante.
 

INFORMACIÓN PRÁCTICA

Emergencias: En casos urgentes como un accidente,  autorizan a recibir cualquier ayuda médica necesaria (es aconsejable presentar la tarjeta sanitaria europea o su copia). En tales casos, hay que acudir inmediatamente al hospital más cercano, o llamar a Urgencias:
112 si llamamos desde un teléfono móvil
999 si llamamos de un teléfono fijo (llamada gratuita)

El transporte en ambulancia en estas situaciones es gratuito.

En caso de extravío o robo, hay que denunciarlo en la comisaría más cercana. En caso de pérdida o robo de documentos, además, hay que notificarlo al Consulado de España en Polonia.
Aparte de la policía, se pude pedir ayuda a la policía municipal (Straz Miejska) o, si el incidente ocurre en un medio de transporte, denunciarlo al conductor, que debe ponerse en contacto con los servicios correspondientes.

Teléfonos de contacto útiles:

Atención al turista en inglés, alemán y ruso
0-800 200 300 begin_of_the_skype_highlighting 0-800 200 300 end_of_the_skype_highlighting gratuito llamando de teléfono fijo
PL +48 608599999 Llamar de pago de cualquier teléfono

Consulado del Reino de España en Polonia
c/ Mysliwiecka 4
Varsovia
PL +48 226224250 Llamar si llama desde el extranjero o desde el móvil español
0-22 622 42 50 si llama desde el teléfono polaco.

 

Costumbres: Es mejor conocer algunas de las costumbres que se mantienen en Polonia, sobre todo en casas tradicionales y entre la población mayor: Puede que el anfitrión le ofrezca quitarse los zapatos y calzarse unas zapatillas cuidando su comodidad y la higiene en la casa.

  • Si está invitado a comer, mejor venir con hambre ya que las comidas son copiosas y una de las maneras de demostrar la hospitalidad, es servir grandes raciones; además, tanto la comida como la cena, suelen tener varios platos.
  • Si no bebe alcohol, hay que preparar una buena excusa.
  • Si en este encuentro familiar, hay personas mayores, es costumbre besar la mano a las mujeres al saludarlas.
  • El té es una bebida muy popular en Polonia y no es de extrañar, que se lo ofrezcan para acompañar la comida.
  • Intente dejar los platos vacíos, en caso contrario, pensarán que no le ha gustado la comida.
  • No siempre se ponen servilletas individuales,  ofreciendo un servilletero comú en caso de necesidad.
  • Está mal visto mojar el pan en las salsas o desmenuzarlo directamente sobre el mantel, cosa que yo es mi casa siempre hago para quitarle la molla al pan.
  • En los medios de transporte público, es costumbre ceder el asiento a las personas mayores, mujeres embarazadas y mujeres con niños. Vamos, como aquí en España, aunque luego allí no lo haga nadie tampoco.
  • La propina en los restaurantes no es obligatoria, pero está bien vista si el servicio ha sido de su agrado (alrededor del 10%).
Dinero: No se admite el pago en euros en tiendas, restaurantes, museos, con lo cual, de momento, hay que mentalizarse para utilizar el zloty. El cambio es muy fácil: en todas partes existen las oficinas de cambio llamadas kantor, donde no cobran comisión. En grandes ciudades hay kantor abiertos las 24 horas.
 
Transporte urbano: Para utilizar el transporte urbano, hay que adquirir previamente el billete. Cada ciudad, suele tener su propio sistema de billetes y descuentos. Si uno decide moverse en los medios públicos de transporte (autobuses, tranvías y, en Varsovia, el metro), es preferible consultar las tarifas para que los viajes salgan más económicos.
En la mayoría de los medios de transporte en Polonia, en caso de viajar con equipaje grande, es necesario adquirir otro billete sencillo.

Si su tren está a punto de salir y usted aún no se ha hecho con el billete, súbase al tren e indíquele al revisor lo antes posible que lo comprará dentro del tren, aunque en este caso, también la tarifa será más alta.

 

También me parece de mucha utilidad tener la traducción de los platos típicos polacos, ya que el idioma es chungo a más no poder, así que os pongo una lista con los platos más tradicionales para que no os perdáis en la carta.

 

PRZYSTAWKI / ENTRANTES:


Śledz w śmietanie – arenque en nata
Tatar – carne cruda que se mezcla con huevo, cebolla, pepino
Oscypek z grilla z żurawiną – queso (caliente) de montaña
Karp w galarecie – carpa en gelatina

 

ZUPY / SOPAS:


Zurek – sopa polaca
Zupa grzybowa – sopa de setas
Barszcz czerwony z uszkami – sopa de remolacha con ravioli
Barszcz czerwony z krokietem – sopa de remolacha con croqueta de carne
Zupa pomidorowa – sopa de tomate

 

DRUGIE DANIE / SEGUNDOS:


Kotlet schabowy z ziemniakami i kapustą – chuleta de cerdo rebozada, con patatas y col frita.
Gołąbki z sosem grzybowym – rollitos de repollo rellenos de carne y arroz con salsa de setas
Golonko z musztardą – codillo cocido con mostaza
Schab ze sliwkami – lomo relleno de ciruelas pasas
Placki ziemniaczane z gulaszem – tortillas de patatas con gulash
Placki ziemniaczane ze śmietaną – tortillas de patatas con nata
Zrazy z kaszą gryczaną – rollitos de carne con grano de trigo sarraceno
Pierogi ruskie – empanadillas rellenas de queso y patatas
Pierogi z mięsem – empanadillas rellenas de carne
Pierogi z kapustą i grzybami – empanadillas rellenas de col y setas
Bigos – col con carne, setas, salchicha carne
Kaczka z jabłkami – pato con manzana

 

DESER /POSTRE:


Szarolotka na ciepło z lodami – tarta de manzana caliente con helado
Sernik – pastel de queso
Makowiec – pastel con semilla de amapola que lo suelen vender en puestos callejeros.
Kremówka – pastelito de crema que se comía el Papa Juan Pablo II
Pączki – donuts polacos con mermelada dentro-deliciosos

 

PICIE / BEBIDAS:


Kompot – zumo casero de frutas
Herbata z cytryną – té con limón
Kawa z mlekiem – café con leche
Kawa czarna – café sólo
Woda – agua
Sok pomarańczowy – zumo de naranja
Piwo – cerveza

 

Como conclusión tengo que deciros que Polonia me ha encantado y en especial Cracovia. Es una ciudad que tiene mucho ambiente, hasta altas horas de la noche. El parque Planty que rodea Stare Miasto, es perfecto para pasear y sentarse en un banco y ver el ritmo de la ciudad.

Los polacos en general y contra todas las opiniones que había oído antes de ir, me han parecido muy amables, eso si hay muchos que no saben hablar inglés y el polaco si que es chungo, no pillas ni una.

La comida es muy, muy barata. Te ponen raciones grandísimas y te puedes pegar la fartà (pegarte la comilona en Valencia) enseguida y por poco dinero.

Os aconsejo que si tenéis que viajar entre una ciudad y otra elijáis el tren como medio de transporte, porque las distancias en coche se tardan mucho en recorrer o no merece la pena (tenemos unos familiares que las hicieron en coche y el trayecto Cracovia-Varsovia les costó de 5 a 6 horas).

En fin, que si podéis que vayáis a Polonia, aún no está masificado con el turismo y dentro de unos años ya no valdrá tanto la pena.

Instagram @irenillanonstop

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *